16 Paradoja de la despedida

por Yosie Crespo 

Voy a lanzar mi cuerpo sobre cuatro olas salvajes

y esperar a que algún cielo lo rescate.

 

No es justo que yo aquí muera

con ambos pies en el aire.

 

Es culpa del amor que es una rama oscura

(ya lo sabrás algún día).

 

Tantas ganas tengo

de nutrir mi llanto sobre un monte

y sembrarme así de ramas enteras

sobre la tierra llena de ti.

 

Los dos juntos

los dos juntos

y yo muerta.

Tú querrás no vivir sin mí

acompañarme

conocer mi tierra.

Vendrás en un caballo hermoso

y me abrazarás cientos de noches seguidas

parecerás el Sol que se mete cada momento en mi pecho

y me harás falta.

 

Tú querrás comprometerte

yo ya me habré comprometido.

 

Entonces te dejaré dormir

pasar tus días terribles

las noches en desasosiego.

 

Un día señalado

tus lágrimas cesarán

y se irán a casa

con los dos juntos.

 

A partir de ese momento

nunca volverá a ser justa, la despedida.